“La solución está en la educación social de la demanda”

Christopher Scott, profesor de la Universidad de Arizona, adviertió que en ambientes de clima seco, si bien puede exister disponibilidad natural, se puede pueden producir situaciones críticas sino se trabaja en reducir la demanda.

Convocado por el programa Futuros, de la Fundación Funintec de la Universidad Nacional de San Martín (UNSAM), el profesor de Políticas de Recursos Acuíferos en la Universidad de Arizona, EE.UU. Christopher Scott, ofreció una disertación en el marco del Espacio de Reflexión junto a otros expertos en la temática del agua de la Argentina, España y Brasil.

“Traigo la perspectiva de una zona desértica de los Estados Unidos, Arizona, donde ya no hay más agua. Pero aclaro que el motivo central de esta escasez es el desbalance entre la demanda y la oferta. Siempre, en todos los lugares, aún las zonas más desérticas, existe una disponibilidad natural de agua. Pero cuando la demanda supera la oferta, se produce una situación de crisis hídrica”, advirtió al comenzar su disertación.

Scott es autor de más de 200 publicaciones cinetíficas y 10 libros sobre recursos hídricos, políticas públicas, la relación entre el agua la energía y los alimentos, y la adaptación al cambio climático, entre otros temas. Sus investigaciones aplicadas hacen hincapié en la importancia de establecer diálogos entre la ciencia y la legislación en zonas áridas. Actualmente lidera proyectos apoyados por el Instituto Interamericano para la Investigación del Cambio Global, la Fundación Nacional de Ciencias de EE.UU., el Grupo Consultivo para la Investigación Agrícola Internacional y el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología de México, con foco en países diferentes países, como la Argentina, Brasil, Chile, Perú, México, India, Nepal y Bangladesh.

“La globalización no es sólo económica. También existe la globalización del conocimiento y la globalización de redes de intercambio: científicas, educativas y de investigación. En este sentido, destaco el espacio que nos da aquí Funintec y la universidad para poder escucharnos y aprender de las experiencias que se probaron en otros sitios del mundo”, analizó Scott.

Reducir la demanda

“En épocas de escasez, hay que hacer uso de todas las tecnologías disponibles pero también resulta útil contar con las normas y los marcos legales. Ingeniería, ciencia y leyes: se debe pensar en un marco interdisciplinario”, señaló Scott y comentó que una Ley que promulgó el estado de Arizona en 1980, de protección de los mantos acuíferos, hoy es modelo en otras regiones de su país que actualmente atraviesan el mismo problema de la falta de agua.

“Debemos pensar en romper los esquemas que funcionan hoy en día. No se puede aumentar la oferta sino que hay que trabajar en reducir la demanda. Tenemos que trabajar dentro de los límites que la naturaleza nos presenta y, si bien la infraestructura tiene un papel importante y debe modernizarse, la solución no está en diseñar nuevos canales de oferta sino en la educación social de la demanda”, concluyó.

Nota: Juan Repetto